Sing Hallelujah To The Lord

Saturday, May 14, 2011

El Carácter de Los hombres de Los Postreros Días


La gloria Sea a Dios Eternamente
En la actualidad, “a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo”. Los verdaderos valores se están perdiendo, y están siendo sustituidos por los “antivalores”. Pero, ¡ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas, y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce, y lo dulce por amargo! (Isaías 5:20).
El carácter y la disposición de hombres y mujeres en esta época, están siendo afectados. El amor, la moral, la familia, la amistad, y las buenas costumbres, parecen valores de antaño. Estos valores están mermando a medida que pasa el tiempo. Por ende, el verdadero amor se está enfriando, la inmoralidad quiere sustituir a la moral, las familias se desintegran debido a una ola de divorcios, y las buenas costumbres se han transformado en malos hábitos.
Cada quien quiere caminar de a cuerdo a sus reglas, y a las que aprueba este sistema de gobierno altamente contaminado. Las cualidades “psíquicas y afectivas que condicionan la conducta de cada individuo”, que constituyen nuestro carácter, se están viendo cada día más afectadas por el sistema corrupto en el que vivimos. Por lo tanto, me pregunto: ¿Cómo será el carácter de los hombres en estos postreros días?
La Palabra de Dios es muy clara, y tiene una respuesta para cualquier interrogante. También debes saber esto: que en los postreros días vendrán tiempos peligrosos. Porque habrá hombres amadores de sí mismos, avaros, vanagloriosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, sin afecto natural, implacables, calumniadores, intemperantes, crueles, aborrecedores de lo bueno, traidores, impetuosos, infatuados, amadores de los deleites más que de Dios, que tendrán apariencia de piedad, pero negarán la eficacia de ella; a éstos evita” (2 Timoteo 3:1-5).
 El carácter de los hombres en los postreros días:
-        Amadores de sí mismos
-        Avaros
-        Vanagloriosos
-        Soberbios
-        Blasfemos
-        Desobedientes
-        Ingratos
-        Impíos
-        Sin afecto natural (interesados)
-        Implacables
-        Calumniadores
-        Intemperantes
-        Crueles
-        Aborrecedores de lo bueno
-        Traidores
-        Impetuosos
-        Infatuados
-        Amadores de deleites
-        Tendrán apariencia de piedad, pero negarán la eficacia de ella.
¿Por qué se manifiestan estas actitudes? Porque la gente no quiere buscar a Dios. Muchos, no aprueban tenerlo en cuenta. Por lo tanto, hacen cosas que no convienen.
Y como ellos no aprobaron tener en cuenta a Dios, Dios los entregó a una mente reprobada, para hacer cosas que no convienen; estando atestados de toda injusticia, fornicación, perversidad, avaricia, maldad; llenos de envidia, homicidios, contiendas, engaños y malignidades; murmuradores, detractores, aborrecedores de Dios, injuriosos, soberbios, altivos, inventores de males, desobedientes a los padres, necios, desleales, sin afecto natural, implacables, sin misericordia; quienes habiendo entendido el juicio de Dios, que los que practican tales cosas son dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se complacen con los que las practican” (Romanos 1:28-32).
-        Atestados de toda injusticia
-        Fornicación
-        Perversidad
-        Avaricia
-        Maldad
-        Llenos de envidia
-        Homicidios
-        Contiendas
-        Engaños
-        Malignidades
-        Murmuradores
-        Detractores
-        Aborrecedores de Dios
-        Injuriosos
-        Soberbios
-        Altivos
-        Inventores de males
-        Desobedientes a los padres
-        Necios
-        Desleales
-        Sin afecto natural
-        Implacables
-        Sin misericordia
Muchos de los hombres y mujeres de estos tiempos son hijos de desobediencia. Muchos no conocen a Dios y andan según sus propias concupiscencias, y deseos carnales. En ellos, se manifiestas las obras de la carne.
Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios” (Gálatas 5:19-21).
-        Adulterio
-        Fornicación
-        Inmundicia
-        Lascivia
-        Idolatría
-        Hechicerías
-        Enemistades
-        Pleitos
-        Celos
-        Iras
-        Contiendas
-        Disensiones
-        Herejías
-        Envidias
-        Homicidios
-        Borracheras
-        Orgias

Los que practican tales cosas no heredaran el reino de Dios. Dura es ésta palabra. ¿Cierto? Pero, ¿qué quiere Dios de ti? Busca a Dios. Conoce a Dios. Ama a Dios. El único Dios verdadero, el Dios de Israel. El te quiere salvar a través de su Hijo Jesucristo.
 Es hermoso es saber que hay un Dios en el cielo esperando que te arrepientas de tus pecados, para recibirte en su reino, escribir tu nombre en el libro de la vida y hacer de ti una nueva criatura. Dios amó al mundo a través de Jesucristo, y Él está esperando que los hombres se conviertan de las tinieblas a su luz admirable. Él no quiere la muerte del impío, sino que el impío se convierta de su mal camino. Y así, herede el reino de los cielos junto con todos aquellos que en Él creemos.
Busca a Dios. No te conformes con las demandas de este siglo malo, y echa mano de la vida eterna. Llama a lo bueno, bueno; y a lo malo, malo. Busca a Dios mientras pueda ser hallado. Él es amplio para perdonar, y su amor es ilimitado. Reflexiona en esto: “Porque  si vivís conforme a la carne, moriréis; mas si por el Espíritu hacéis morir las obras de la carne, viviréis. Porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios, éstos son hijos de Dios” (Romanos 8:13-14).
Dios te bendiga, en Cristo. Amén.

No comments:

Post a Comment

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...